Cómo saber si mi hijo siente miedo y que lo causa ¿Por qué los niños sienten miedo?

Los niños pueden sentir miedo en muchas ocasiones, y en la mayoría de los casos esto no tiene por qué ser algo malo. No obstante, cuando los miedos se vuelven algo más que eso, es necesario que los padres tomen medidas para hacer que los niños superen poco a poco sus temores y se sientan más tranquilos con su entorno.  

Índice()

    ¿Por qué se desarrolla el miedo en los niños?

    El miedo es una emoción que se desarrolla cuando nos encontramos ante algo nuevo y repentino. En los niños, es algo que les causa tanta impresión por lo distinto que es que suelen reaccionar de mala manera, desarrollando el miedo. 

    Es importante saber que los niños van cambiando los miedos a medida que van creciendo. Algunos se quedan con ellos ppor mucho tiempo, y otros solo suponen una simple etapa en el crecimiento.

    afrontar miedos infantiles

    Los bebés, no están cómodos rodeados de rostros poco familiares. A las edades de 9 u 8 meses, ya pueden reconocer los rostros de las personas de su entorno, y cuando están con alguien fuera de su núcleo cercano pueden sentir mucho miedo o ansiedad. Sienten una necesidad de aferrarse mucho más a sus padres para sentir seguridad. 

    A partir de los dos años, los niños comienzan a sentir miedo a la separación. Razón por la cual muchos niños suelen llorar al comenzar la escuela o la guardería. Tratarán bajo lo posible de aferrarse en todo momento a los padres. 

    A los niños más grandes, entre 4 y 6 años comienzan a asustarles cosas que en su mayoría no son reales. Ellos ya son capaces de utilizar mucho más la imaginación, sin embargo, no son muy buenos en diferencias lo real de lo irreal. Por lo tanto, tienes que ser prudente al momento de ver alguna pelicula de terror con tus hijos

    El miedo a los peligros de la vida real, comienzan a aparecer a partir de los 7 u 8 años de edad. Ya no sienten tanto miedo por los monstruos que pueden esconderse en su habitación, y se preocupan más por los peligros que los rodean. En muchas ocasiones, pueden temerle a los truenos, a los accidentes, o que pueda morir alguna persona querida para ellos. 

    Cómo ayudar a los niños cuando sienten miedo

    La persona que puede ayudar a sus hijos de la mejor manera, eres tú mismo. Ellos te prestarán atención y te escucharán antes que a cualquier persona. Y por lo tanto eres tu quien puede ayudarlos a superar poco a poco sus miedos:

    • Asegúrate de tranquilizar el miedo de tus bebés. Diciéndole palabras de aliento como tranquilo, todo estará bien. Y en todo momento hazle saber que tú estarás ahí para protegerlo siempre.
    • Siempre preste atención a las cosas que dice o expresa. Si el niño siente que le estás prestando la suficiente atención y lo estás tomando en serio, podrá confiarte muchas más cosas y se sentirá más seguro contigo.
    • Es importante que los niños pequeños se separen de sus padres por periodos cortos de tiempo. Esto ayudará a que no creen alguna dependencia emocional, o se sientan muy temerosos cuando estén solos o con desconocidos. 
    • En caso de que el niño sienta miedo a la oscuridad, antes de ir a dormir es importante que se desarrollen actividades que lo tranquilicen y lo hagas sentir seguros. 
    • Nunca obligues a tus hijos a enfrentar sus miedos de golpe, o pasar por situaciones muy fuertes porque podrías generar algún trauma.
    • Siempre mantén limitadas las peliculas de miedo, o las imágenes que puedan asustarlos. 

    Miedos más comunes en los niños

    Si eres un padre amoroso, te interesará saber cuales son los miedos más comunes que sufren los niños para que puedas saber cómo enfrentarlos de la mejor manera: 

    causas de los miedos infantiles

    • Miedo a la oscuridad.
    • Miedo a espacios cerrados.
    • Miedo a grandes masas de agua o a nadar. 
    • Miedo a los sonidos muy fuertes como las tormentas o los fuegos artificiales. 
    • Miedo a los animales extraños.
    • Miedo a las personas desconocidas. 
    • Miedo a separarse de los padres.
    • Miedo a las pesadillas. 
    • Miedo a los monstruos imaginarios que pueden haber en el hogar.
    • Miedo a dormir fuera de casa.
    • Miedo al médico.
    • Miedo a los disfraces de monstruos. 

    Deja una respuesta

    Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

    ¿Qué te pareció este artículo?

    Subir

    Este sitio web utiliza cookies para garantizar que obtenga la mejor experiencia en nuestro sitio web. Leer Más