Cómo pujar durante el parto para que el bebé salga rápido y bien - Consejos para el parto

Cuando ya por fin ha llegado el momento de dar a luz, los nervios están a flor de piel y las emociones al limite. ¡Para todos los futuros padres la llegada del bebé es un momento increíblemente emocionante! Y porfin termina la dulce espera para poder tener a nuestro bebé en brazos. ¡Aprende la mejor manera de pujar para que tengas un parto llevadero, rápido y seguro para ti y para tu bebé!

Índice()

    ¿Cómo pujar correctamente durante el parto?

    Primeramente, debes etsar familiarizada con el termino pujar. Es algo que debes aprender a medida que llevas los cuidados en el embarazo, y te preparas para el momento del parto. Ya que los pujos con esos esfuerzos que harás para que el bebé pueda salir del interior del vientre por medio del canal de parto. Y así tu pequeño pueda nacer.  

    pujar en el parto

    Esta siempre será la manera más natural de un parto, y aunque algunas mujeres puedan tener la sensación de querer pujar para que el bebé nazca, no debes hacerlo hasta el médico diga que es seguro hacerlo. De lo contrario, será necesario realizar un parto por cesárea. Para que realices el pujo de la manera adecuada, ten en cuenta las siguientes recomendaciones: 

    • Aunque sientas que te duele, la manera ideal para pujar es al mismo ritmo de las contracciones. De esta manera se logra que el bebé pueda bajar por el conducto de parto más fácilmente. 
    • El cuerpo debe estar relajado. Al momento de pujar las contracciones tienes que hacerlas sobre el abdomen y al mismo tiempo, empujar lo más que puedas hacia abajo.
    • De la misma manera, la respiración será de gran ayuda para controlar un buen ritmo al momento de pujar. Te dará mucha más fuerza y los músculos se relajarán preparándose para el alumbramiento. 

    Cuando estás embarazada, es aconsejable asistir a clases de orientación para saber cómo reaccionar al momento del parto. Estas son clases en pareja que son muy beneficiosas, ya que realizan también ejercicios y estiramientos suaves que fortalecen el cuerpo de la madre preparándolo para soportar todo el proceso del embarazo y el parto. 

    Tipos de pujo durante el parto

    Además, para que estés adecuadamente preparada para el gran momento, debes saber cuáles son los diferentes tipos de pujos y cuáles son sus diferencias. 

    • Pujos espontáneos: Algunas madres comienzan a sentir el impulso de querer pujar, y el mismo cuerpo empienza a hacerlo sin que la madre haga demasiados esfuerzos. Cuando se trata de un embarazo laboyer, las matronas siempre buscan que la mujer alcance este punto para que el embarazo pueda ser lo más natural posible, además de sin dolor y rápido. 
    • Pujos dirigidos: Cuando los pujos no vienen de manera espontánea, el médico que asiste el parto debe indicarle a la mujer cuando debe pujar y cómo. El momento de pujar lo indica el médico siguiendo los datos de monitoreo en una pantalla, siguiendo el nivel de las contracciones de la mujer. 

    Hay muchas opiniones encontradas en cuanto a estos dos tipos de pujos. Mientras que el primero se dice que es la forma más natural de llevar a cabo un parto, el pujo dirigido es el más utilizado. Cabe destacar que si la madre siente el deseo de pujar por sí sola, y se siente en capacidad de soportarlo, puede hacerlo tranquilamente.

    Esto no supone ningún riesgo para la salud, y además disminuye los riesgos de traumatismos en la zona perianal. No obstante, para aquellas mujeres que han tenido una inyección epidural, los pujos dirigidos serán siempre necesarios ya que no tendrá la necesidad de pujar por sí sola. 

    Cosas que debes saber sobre pujar durante la labor de parto

    Ahora que ya sabes cuáles son los diferentes tipos de pujo y para qué sirve cada uno, hay ciertas recomendaciones que debes tener en cuenta también para que el parto sea más llevadero: 

    saber pujar en el embarazo

    • Los cursos para que te prepares para el parto son muy beneficiosos. Al seguir las pautas se hará mucho más fácil al momento de pujar. 
    • Nunca contengas la respiración durante el pujo.
    • Trata de tener pujos espontáneos para que el parto sea lo más natural posible.
    • Estar en una posición vertical facilita los pujos y la dilatación. 

    Deja una respuesta

    Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

    ¿Qué te pareció este artículo?

    Subir

    Este sitio web utiliza cookies para garantizar que obtenga la mejor experiencia en nuestro sitio web. Leer Más